miércoles, 10 de agosto de 2016

EL SECRETO DE CASCAIS, GRAFITIS ESCONDIDOS





 CASCAIS ARTE PARA SUBDITOS



Siempre que he ido a Cascais ha sido de visita, pero por segunda vez me he quedado una semana.
Cascais, una ciudad cercana a Lisboa, Sintra y Estoril, de la que podrá encontrar ingente  cantidad de información en Internet, por lo que nos evitaremos todos lo datos básicos, que si no los conoce, puede  hacerse con ellos fácilmente.
Es una ciudad muy cara, si tenemos en cuenta lo que ofrece al visitante, sin menos preciar su patrimonio arquitectónico, como La Ciudadela, el amplio catálogo de viviendas, mansiones y palacios… Tampoco dejaré de mencionar lugres naturales, el parque natural, la Boca del Infierno… Pero todo fácilmente visitable en una jornada. Si al menos contara con una playa, como  la de “Tamariz” en Estoril, comprendería su amplísima oferta hostelera, su elevada ocupación, con precios altos. Los cientos de restaurantes incómodos, atestados de pequeñas         --no de más de 50 x 50- y apiñadas mesas, en la que te das con los codos de los desconocidos comensales, que te flanquean y que te obliga a estar pidiendo perdón continuamente. Es una ciudad que no invita al viajero medio. Fue construida para pudientes y miembros de la realeza, especialmente para aquellos que sin tener reino, seguían siendo reyes. Hoy continua siendo así, un lugar para gastar el dinero
En esta última visita he permanecido más tiempo por un hallazgo, que ocurrió durante un paseo nocturno, por la zona de Navegantes, Alfarobeira, Vasco de Gama…
Calles de casas bajas, unifamiliares y chalet con jardines bien cuidados repletos de flores, en los que impera la buganvilla. Hay otras casas y construcciones viejas, deterioradas, muros con demasiados lustros. Fue en uno de estos, desde donde un rostro de niña parecía sisearme llamándome la atención, así ocurrió el comienzo del encuentro, más insospechado en aquella ciudad, un valioso conjunto de grafitis, que quiero mostrárselo y animarle, que en su próxima visita a Cascais, no deje de admirar estas obras de arte. 

Y ahora solo mire.

Estas tres imagines corresponden al mismo grafito, ejecutado en un chaflán
Existe una amplia colección de puertas con una importante  variedad
de obras